Background Image

Ciudadanos Fieles

English | Español

A los católicos les importa. Los católicos votan.

VOTAMOS porque somos ciudadanos. Sin embargo, votamos a conciencia porque somos personas de fe. Nuestras conciencias se forman a través del estudio de las Escrituras y las enseñanzas de la Iglesia, el examen de los hechos y la reflexión en oración.

Este breve resumen intenta servir como un punto de partida para ayudarnos a tomar decisiones en nuestro panorama político actual.

Si bien hay muchas cuestiones y retos morales ante nosotros, no todos ellos son iguales.

A star.

Las cuestiones que afectan directamente la vida humana, como el aborto y la eutanasia, son fundamentales y exigen una seria consideración.

A star.

Nuestra Constitución protege la libertad religiosa en la Primera Enmienda, sin embargo, cada día más personas creyentes tienen que luchar para conservar este derecho fundamental.

A star.

Hay un movimiento en nuestro país para redefinir el matrimonio. El matrimonio de un hombre y una mujer es el fundamento de la familia y un elemento esencial de una sociedad enriquecedora.

A star.

La creciente disparidad entre ricos y pobres significa que la mayoría de los recursos del mundo están en manos de un pequeño porcentaje de su población. El presupuesto federal es un documento moral y debe dar prioridad a los más pobres y vulnerables entre nosotros.

A star.

Los millones de personas indocumentadas que viven en los Estados Unidos son dignas de nuestra compasión. Nos enfrentamos a un gran reto con respecto a la inmigración y necesitamos resolverlo de una manera humana.

A star.

La guerra, el terror y la violencia han causado la pérdida de miles de vidas. Debemos trabajar por soluciones justas al conflicto en Tierra Santa, el Medio Oriente y otros lugares.

FaithfulCitizenship.org

Los recursos adicionales pueden ser encontrados en FaithfulCitizenship.org.

Obispo Olson: Ciudadanos Fieles

Aplicando la Doctrina Católica

North Texas Catholic

Ciudadanos fieles: Cómo hacer que su voz profética se escuche durante esta temporada electoral
por Susan Moses, North Texas Catholic

Como ciudadanos católicos debemos recordar tres cosas:

  • El respeto por la dignidad de cada persona es la esencia de la doctrina social y moral católica. Éste es nuestro principio más fundamental.
  • Nos centramos en el bien común, no en nuestros propios intereses personales. Tenemos que preguntarnos, ¿cómo podemos hacer que el mundo sea un lugar mejor? No, ¿cómo puedo mejorar mi propia situación personal?
  • Tenemos la responsabilidad, y una verdadera obligación, de formar nuestra conciencia y participar en la vida cívica de nuestra nación.

A continuación, se muestran algunas formas de hacerlo.

  • Sea fiel a las enseñanzas de la Iglesia. Lea las Escrituras, el Catecismo de la Iglesia Católica, las enseñanzas de la Santa Sede y las declaraciones de nuestros obispos. Puede leer Formando la conciencia para ser ciudadanos fieles en faithfulcitizenship.org. Necesitamos estar seguros de que nuestro razonamiento y juicios estén bien fundados en nuestra fe.
  • Manténgase bien informado sobre las cuestiones actuales a través de un compromiso juicioso y razonado con el inmenso mundo de la información del siglo XXI. Así como no todas las cuestiones son iguales, no todas las fuentes de información tampoco son iguales. Por ejemplo, el blog de un individuo, aunque parezca muy revelador, podría no tener la misma fidelidad a la verdad de los hechos que nuestras fuentes de los medios de comunicación, que se rigen por los estándares profesionales de la ética periodística, por imperfectos que sean.
  • Permanezca en contacto con nuestros representantes en el gobierno local, estatal y federal. Nuestra responsabilidad de formar nuestra conciencia nos lleva a la obligación de ser ciudadanos activos. Nos comunicamos regularmente con nuestros líderes, no sólo durante los tiempos en que se celebran elecciones.
  • Participar en un diálogo razonado, compasivo y amoroso con los demás, tanto con los católicos como no católicos, sobre los retos y las opciones que enfrentamos como nación. Recuerde que estamos llamados primero a ser testigos del Evangelio y, a través de ese testimonio, a compartir nuestra doctrina social, a resaltar las dimensiones morales de los problemas y a participar en el debate sobre las políticas públicas.
  • El doble llamado de la fe y la ciudadanía constituye la esencia de lo que significa ser católico en los Estados Unidos. Nos apoyamos en los hombros de muchos católicos que nos han precedido y que contribuyeron a que los Estados Unidos de América se convirtiera en un país mejor gracias a su fe en un Dios amoroso.

Nos importa. Por eso, votamos.

Source: Forming Consciences for Faithful Citizenship, Catholics Care. Catholics Vote. by the U.S. Conference of Catholic Bishops